Subscribe:

Labels

carrera (5) diario (16) examenes (5) google (1) humor (4) libros (2) mejillón (8) música (7) películas (1) reflexiones (3) relleno (7)

martes, 21 de septiembre de 2010

Que no siga siendo un sueño

Por unos segundos le había perdido de vista, pero sabía que no podía estar lejos, así que se giró mientras la banda seguía tocando y le vio detrás de ella, a escasos metros, sonriéndole como si todo lo demás careciese de importancia. Ella, juguetona, le propició un golpecito en la mejilla entre risas: "¡Esta te la devuelvo, ya lo verás!" excalmó él sin poder ocultar su sonrisa ni un sólo segundo.
Ella le miró, se situó delante de él y extendió sus brazos, él se acercó y al abrazarse ella se alzó un poco de puntillas para besarle en el mismo sitio en que segundos antes le golpeó suavemente, tan suavemente que más que un golpe podría haberse considerado una discreta caricia. Él la estrechó contra su pecho a la vez que ella se acercaba a su oído diciendo: "Me siento tan bien... Aquí, ahora... contigo. Es como si nada pudiera hacerme daño"

...Y entonces sonó el despertador.

3 comentarios:

Diego dijo...

Vaya, la verdad es que es algo bastante bonito. Si lo has soñado de verdad, me das algo de envidia; pues dicen que siempre soñamos, pero yo soy de ese sector que al despertarse no recuerda nada. Por lo que para mi es como no soñar.

Esperemos que haya continuaciones ;-)

Un saludo.

dragonfly dijo...

Ainsss que dulce :)

Hada dijo...

Odio cuando los despertadores son los dueños de semejante interrupción!